<b> CRISIS DE MÉDICOS, TAMBIÉN EN LA FRONTERA<br> <br>URGENCIAS SIN SERVICIO EN HOSPITALES DEL ESTADO<br> <br>CAJEROS DE CFE, NO ACEPTAN BILLETES NUEVOS DE $500<br> <br> APRENDER A CONVIVIR CON LOS BACHES, ES LO DE HOY</b>

CRISIS DE MÉDICOS, TAMBIÉN EN LA FRONTERA

URGENCIAS SIN SERVICIO EN HOSPITALES DEL ESTADO

CAJEROS DE CFE, NO ACEPTAN BILLETES NUEVOS DE $500

APRENDER A CONVIVIR CON LOS BACHES, ES LO DE HOY



LOS DESPIDOS en la Secretaría de Salud, pegaron también en hospitales de Ciudad Juárez, durante el fin de semana en donde los derechohabientes de los hospitales públicos, en su mayoría fueron trasladados por sus familiares a hospitales privados, porque en los del Estado no había médicos en las áreas de urgencias.

Desde la frontera reportan que fuera de las urgencias motivadas por enfermedades comunes, llegaron a las áreas de urgencias tres personas baleadas, dos nevajeadas y un par de mujeres con lesiones de gravedad y ahí se quedaron los que ni fueron trasladados a otros nosocomios, en lista de espera mientras se desangraban, parece exagerado, pero así sucedió.

La falta de personal médico, incluyendo enfermeras ha lacerado a los chihuahuenses en los recientes cuatro años y hoy las condiciones alcanzan condición de crisis ante el despido reciente de médicos generales y especialistas, de esta sensible área que incide de manera directa en la salud.

BUEN berrinche para usuarios de la Comisión Federal de Electricidad, que ya de por sí acuden molestos por lo caro de las tarifas eléctricas, a pagar a los cajeros automáticos, pero resulta que estos no reconocen los nuevos billetes de 500 pesos.

La escusa como siempre es que es un problema de sistema (lector en este caso), que no reconoce el moderno papel de esa denominación, cosa que ya está resultando toda una complicación. Así que por lo pronto si acude a estos cajeros, ahora sí que como en los Oxxos, lleve su cambio y en la cantidad requerida.

Por cierto, que en el tema las tarifas eléctricas, se siente un malestar social por los cobros que resultan no solamente inhumanos, sino impagables, pues los recibos de la CFE, se fueron de los 200 a los mil 300 pesos, de un bimestre a otro y sin ninguna explicación, pero sí con la amenaza puntual de corte, la que cumplen a la cabalidad.

Acudir a una aclaración, pues sí es posible, pero de entrada pedir un día de permiso o de plano faltar al trabajo, pues las filas para estos temas son tan enormes como tardadas, para que sólo le indiquen que se regrese a casa a medir el consumo en su medido, como si fuera todo un electricista y de ahí, veremos si hubo un error, o tal vez, tiene una fuga eléctrica, esa es la respuesta de librito anticipada.

La tarifa cara pre anuncia una movilización social con varias organizaciones de la sociedad civil, a las que se pueden unir o no, las cámaras empresariales, en donde los pagos hacía la paraestatal representan varios miles de pesos al semestre, lo que están desproporcionados en cuanto a la carga impositiva de las empresas, el pago de Seguro Social, Infonavit, Impuesto Sobre la Renta, Impuesto Predial y otros, lo que está, literalmente hablando matando empresas y que conste que estamos dejando al margen el tema de inseguridad.

COMO va el tema de frío y las lluvias (adelantadas), tenemos que hacer y aceptar una convivencia diaria con la representación que más se percibe en el colectivo social, en lo que terrenalmente conocemos como baches.

Están en colonias, en calles, y avenidas principales; hay que aceptarlo y convivir con ellos, por ahora y desgracia de todos modos nada se puede hacer, más que tener calma, prudencia y evitar caer en esos cráteres que están reventando neumáticos, provocando accidentes viales y tronado suspensiones.

Ni hablar, cosas del clima, que la autoridad no puede solucionar, como sucede con el clima de inseguridad en hogares, comercios, bancos y robo de autos, todos en modalidad de asalto, es decir, arma de fuego por delante.