<b> EL PULPO CAMIONERO ABRE SUS TENTÁCULOS<br> <br>QUIERE OTRA ALZA DE TARIFAS Y LA RUTA TRONCAL<br> <br>ESTADO, VA CONTRA AGENTES PRIVADOS<br> <br>
PERO, ATROPELLA A MUNICIPIO</b>

EL PULPO CAMIONERO ABRE SUS TENTÁCULOS

QUIERE OTRA ALZA DE TARIFAS Y LA RUTA TRONCAL

ESTADO, VA CONTRA AGENTES PRIVADOS

PERO, ATROPELLA A MUNICIPIO



EL PULPO camionero ya quiere otro aumento en las tarifas para la rutas alimentadoras, pese a que el servicio sigue siendo tan deficiente como insuficiente.

La propuesta de los concesionarios son 12 pesos, como en algunas ciudades del norte del país, pero en caso de que se modifiquen, podría cerrarse en 10 pesos, cosas de las negocias entre autoridad y los propietarios de las unidades.

La propuesta está técnicamente en el aire, aunque el Gobierno del Estado, ha desplegado una campaña publicitaria en donde se está curando en salud, al mandar la petición que aún no es oficial, hacia el Consejo Consultivo del Transporte, quien se supone es el único facultado para aumentar el costo de las tarifas del transporte urbano, aunque en los hechos, es una decisión del gobernador en turno.

La cosa va quedar en sólo propuesta y negativa inicial, los concesionarios de las alimentadoras hablan de ir a un paro, si no se les concede el aumento y el gobierno del estado, dice que si van a paro se les cancelan las concesiones y mínimo se les requisan las unidades.

Así en ese tono inician las negociaciones, ante una realidad que demuestra que el servicio de las alimentadoras no es el óptimo, no se han renovado las 450 unidades que se prometió en el segundo incremento autorizado en la administración corralista y ni siquiera cumplen con el horario establecido, prueba de ello, son las sanciones a 36 unidades aplicada por Dirección de Transporte, por “cortarse” antes de tiempo.

Pero el pulpo quiere más, ha propuesto que se le regrese la administración y control de la ruta troncal, que ahora administra el gobierno estatal. Las cosas no vienen fáciles, y si usted piensa que el pagano va a ser el usuario del transporte urbano, está en lo correcto.

:::::

UNA NUEVA brecha se abre entre el municipio y el gobierno del estado, ahora en materia de regulación o supuesta regulación de las agencias de seguridad privada.

Desde luego que el reaccionismo estatal, viene tras los trabajos periodísticos de El Heraldo de Chihuahua, en donde se demuestra que existen más de 400 agentes privados en labores de vigilancia en (sólo en la capital), fraccionamientos, bancos, comercios, maquiladoras, eventos, oficinas y hasta el propio Palacio de Gobierno.

Los agentes privados, no tienen entrenamiento, capacitación, inspección y menos certificación: Sólo son personas con necesidad de trabajo (hombres y mujeres), que se emplean por algo así como 900 pesos semanales y se convierten en vigilantes.

Hasta ayer, en el Municipio de Chihuahua, la Dirección de Seguridad Pública, realizaba los registros y era el ente regulatorio, entre comillas. Ahora el jefe Aparicio, de la Comisión Estatal de Seguridad, va darles el visto bueno.

En palabras llanas, volvemos a lo mismo. Inventar atribuciones o apropiarse de ellas, son tan ilegítimas como impositivas o arbitrarias. Digamos en español. Explicado en peras y manzanas no se tapan con piedras, arena o caliche; ni el cáncer se combate con ácido acetil salicílico. En está repuesta estatal fast track. Sólo lamentar declaraciones en donde la intromisión estatal estaría tapando baches.