<b> ESCÁNDALOS EN LA MUNI, SE PESAN CON 2 BÁSCULAS<br> <br> SE PROTEGE A LOS BORRUEL Y CONDENA A MUJER POLICÍA<br>

ESCÁNDALOS EN LA MUNI, SE PESAN CON 2 BÁSCULAS

SE PROTEGE A LOS BORRUEL Y CONDENA A MUJER POLICÍA



HAY LOS temas que están entre la Fiscalía General del Estado y el Municipio de Chihuahua, desde luego son de casos diferentes, pero con grandes coincidencias.

Se trata de dos agentes de la Dirección de Seguridad Pública, que están por ahora, procesados o sujetos a proceso. El primero de ellos es el hermano de Carlos Borruel Baquera, el ex alcalde y actual director de Coesvi, lo que antes era el Instituto de la Vivienda.

El agente de la Policía Municipal, hermano de Carlos, fue en apariencia, quienes ordenó que se cambiará el croquis en el accidente de su sobrino, Carlitos Borruel Jr. Cuando chocó en el periférico De la Juventud contra un muro de contención en su poderoso, correlón y carísimo, McClaren, en donde se intentó embarcar a un amigo del Jr. para echarse la culpa y deslindar al hijo influyente de pisar la cárcel por el choque, falta de seguro y conducir en estado de ebriedad.

Ya son casi dos meses del accidente imprudente y nada ha sucedido, pese a que el caso está asentado en la Fiscalía General del Estado. Si usted fuera un común fuera de gobierno ya estaría en la cárcel.

La otra cara de la moneda es la mujer policía (municipal), que en la feria de Santa Rita que concluyó el fin de semana pasada, fue separada de su cargo casi ipso facto, por haber detenido a una jovencita empresaria, quien, en total el estado de ebriedad insultó, lanzó un rollo de papel a una señora encargada de la limpieza de los baños y luego insultó, a por los menos tres agentes municipales, incluso propinó una patada en el rostro a otra mujer policía.

A todos amenazó con despedirlos con la multi usada frase de “no sabes con quién te estás metiendo".

La cierto y tangible es que el tío de Carlitos Junior, puede alcanzar hasta 12 años de prisión por encubrimiento, intromisión, bloqueo en otras corporaciones y alterar documentos oficiales, pero sigue ahí y va a continuar, salvó que alguien intervengan y le den salida de la Municipal a la estatal, por ejemplo.

En el caso de la mujer policía, que cumplió con su deber, fue despedida y ahora está en auto-exilio, por la chica ebria que movió sus influencias y cumplió sus amenazas.

Sus contactos son de alto nivel no sólo en el Municipio, sino con un par de candidatos del Partido Acción Nacional, quienes reciben financiamiento de la empresa del papá de la señorita arrestada.

Dos casos diferentes, en donde se impone el influyentísimo en grados de corrupción, que tienen el buche lleno de los chihuahuenses, sobre cuando se traducen a impunidad.

::::



TERRIBLE el caso de la chica policía quien era parte muy importante y sostén de su familia, amén de su hijo adolescente quien tenía la idea de seguir la carrera de su mamá, de servir a la sociedad, aplicando la prevención y el orden.

No solamente por la forma en que la separaron y fue despedida; pues nadie la escuchó, no la llamaron a declarar o por lo menos a conocer su versión.

Mario Vázquez quien manda en el Municipio dijo se va porque hay evidencias de abuso de autoridad, aunque nunca las mostró, pese a que la poly en su informe describe y comprueba que siguió los protocolos en el arresto en donde incluso debieron de participar tres agentes mas.

De nada valió y causa escalofrío es que no hay defensores en la sociedad de la actuación de mujeres en el servicio policial. Pero si los entes de poder en el estado y municipio, salen en defensa de Luz Estela Castro, pese a los excesos en los que incurre desde.

Por lo pronto la mujer despedida, no has sido tema de la Comisión Estatal de Derechos Humanos, ni de los institutos de las mujeres, que deberían actuar en este caso, como si lo hicieron con la comisionada Castro, ante los señalamientos del Magistrado, Lis Villegas Montes.