<b> EN PUERTA, GOLPE LEGAL Y POLÍTICO VS.CORRAL<br> <br>REGRESA SEPÚLVEDA Y MAGISTRADOS DUARTISTAS<br> <br>LA EFÍMERA SUERTE DE LUCHA CASTRO<br> <br>UN TISCA, DESCONOCIDO HASTA EL MORENA</b>

EN PUERTA, GOLPE LEGAL Y POLÍTICO VS.CORRAL

REGRESA SEPÚLVEDA Y MAGISTRADOS DUARTISTAS

LA EFÍMERA SUERTE DE LUCHA CASTRO

UN TISCA, DESCONOCIDO HASTA EL MORENA



SI LOS señores ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nacional, no dicen otra cosa, este martes al mediodía, estarán dictaminando por lo menos uno de recursos revisión, de lo que se le ha llamado los expedientes Chihuahua.

Se trata del recurso en donde el magistrado presidente del Superior Tribunal de Justicia, Gabriel Sepúlveda, fue destituido como tal, por una modificación hecha por el Congreso del Estado a la Constitución local, publicada en el Periódico Oficial del Estado, por lo tanto, avalada por el Poder Ejecutivo, lo que generó la supuesta acción anticonstitucional, en demanda del afectado.

La litis a la que ayer ya dio entrada la Suprema Corte, va en dos sentidos. El primero señala que el Congreso del Estado, no tiene atribuciones para destituir a un magistrado presidente, por el causal de no tener cinco años como magistrado, como ocurrió.

Y la otra, la intromisión que hacen el Legislativo y Ejecutivo, en otro poder, en este caso el Judicial, cuando se supone que el mandato constitucional establece independencia y co-gobierno.

Lo que siempre se dice y no se practica, el Gobierno del Estado (y en cualquier entidad), lo integran el Ejecutivo, el Legislativo y el Judicial.

El primer pasó en el recurso, fue concederle amparo al magistrado Sepúlveda para reintegrarlo como tal, pues también había sido separado. El momento culminante, lo que puede ocurrir este día es que la Suprema Corte, ordene su regreso a la presidencia de Sepúlveda, por o durante el período que fue separado.

Pero además, significaría remover a decenas de jueces, que fueron designados en esta administración, (la del actual presidente), por la jurisprudencia que ha establecido en el caso la Corte.

Así de ese tamaño es el tiro, como dicen en el boxeo: Una decisión inapelable que golpearía en lo político, en lo legal y hasta en lo personal al gobierno de Javier Corral Jurado.

:::::

EL OTRO tema que está en la Corte y que tal vez desahogue esta misma semana, es el la inconstitucional en la integración del Consejo Estatal de la Judicatura, lo que significaría su desintegración en automático.

Esa sería muy malas noticia para Luz Estela Castro, quien es la mandona en esta instancia y quien sólo obedece órdenes de ya saben quien, en las que además, se ha tomado atribuciones de vetar candidaturas, bloquear posiciones de magistrados e incidir en decisiones que no le corresponden.

Los abogados no la quieren por su pasado en contra de la legalidad; la edad establecida no le alcanza y ahora hasta porque da tips de desalojos de viviendas y establecimientos comerciales, para que saque raja Gabino Gómez y compañía, quienes por cierto, ya no sabemos si son o no parte de El Barzón, o de la élite de nómina del gobierno estatal.

El caso es que si la Corte de Justicia de la Nación, va contra la Judicatura, será la despedida de Lucha Castro, de quien no se conoce si migrará a Europa como lo hizo cuando fue designada, o será rescatada por el gobierno de Corral. :::::

AL INTERIOR de Morena, en la capital, aún se cuestionan cómo es que Fernando Tiscareño Luján, el burgués más burgués, de todos los candidatos en la entidad de este partido, llegó a la candidatura a la presidencia municipal de Chihuahua. La respuesta es simple, fue por sus lazos familiares y la designación o imposición fue hecha directamente por el demócrata, Andrés Manuel López Obrador.

Tiscareño Luján, es sobrino de Bertha Luján Uranga, Presidenta del Consejo Nacional de Morena, así de sencillo, pese a que el otra aspirante, el ex panista Antonio López, apareció muy por arriba en las encuestas. Así es Morena; la democracia está sólo en el discurso.

El lineazo agarró fuera de base al dirigente estatal de Morena, Martín Chaparro, quien también cree que a AMLO le hablan los pajaritos, por lo que apechugó, aunque le sigue haciendo vacío a Tiscareño.

El Tisca, con o sin la bendición del Pejelagartón, no tiene ni una sola posibilidad de llegar a la alcaldía, y más que sumar, le va a restar votos. Un lujo de su tía.